Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Has escuchado hablar de los súper catadores?

¿Has escuchado hablar de los súper catadores?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy en día, en el que existen un montón de películas de superhéroes, es posible que nos imaginemos al próximo héroe culinario, pero los “súper catadores” son personas ordinarias cuya única diferencia es la forma en la que perciben los sabores. Y en lugar de que se lo deban a experimentos científicos o mutaciones galácticas, lo más probable es que este en sus genes.

Se dice que los súper catadores perciben los sabores de una forma mucho más intensa. Se estima que el 25 por ciento de las personas en el mundo pueden ser consideradas como súper catadoras. Los cocineros profesionales cuentan con una proporción relativamente alta de súper catadores. Es más común encontrar a mujeres súper catadoras, y estadísticamente hay más súper catadores asiáticos y afroamericanos.

Seguramente en este momento te estas preguntando ¿podré ser un súper catador? Se dice que los súper catadores tienen mayor densidad de papilas fungiformes, por lo tanto algunos expertos aseguran que una manera de saber si una persona es un súper catador es contar el número de papilas en un área pequeña después colorear la lengua con un tipo de colorante alimenticio. Otra prueba es tomar una prueba de un producto químico amargo, como PROP o PTC, que tienen un sabor similar a un compuesto que se encuentra en muchos vegetales de color verde oscuro. La mayoría de la gente dice que el PROP (medicamento tiroideo) y PTC tienen un sabor amargo, pero soportable. En cambio para los súper catadores es insoportable.

Lengua

Una teoría bastante común es que la sensibilidad al sabor amargo podría ser un mecanismo de protección evolutivo, contra las plantas venenosas. Las papilas gustativas de la lengua nos dicen si un alimento es dulce, amargo, ácido o de otro sabor. Recientemente se ha descubierto que también tenemos receptores del gusto en todo el cuerpo, como en el intestino, la nariz y el cerebro.

Además de deleitarse más con los exquisitos sabores de la comida, los súper catadores tienen algunos puntos a su favor. La mayoría tienden a ser más delgados que la población general, posiblemente debido a que la comida súper grasosa les sabe mal. Se cree que también debido a esto, en general, los súper catadores tienen mejores niveles de colesterol que el resto de la población, lo que les ayuda a reducir el riesgo de padecer enfermedades del corazón.

Otro ejemplo es que a la mayoría de las personas, los sustitutos de azúcar les resultan dulces y agradables al paladar, pero para los súper catadores el retrogusto es demasiado amargo. Según un estudio, los súper catadores son menos propensos a padecer infecciones en las vías respiratorias superiores.

Verduras verdes

En cuanto a los gustos en comida, los súper catadores tienen a rechazar y a favorecer ciertos ingredientes. Generalmente se alejan de los sabores fuertes como el café, las costillas a la parrilla súper grasosas, las cervezas muy lupulosas, entre otros. Tienden a alejarse de los alimentos con mucha azúcar o con mucha grasa. O añaden otros ingredientes para enmascarar el sabor amargo, un clásico es añadir leche y un poco de azúcar a un café.

No aguantan las verduras amargas como la brócoli, las acelgas y las espinacas; así que prefieren los vegetales dulces como las zanahorias y los camotes. Algunos súper catadores les gusta añadir sal para enmascarar el sabor amargo de los alimentos, para ellos la salsa de soya y otros aditivos son ideales.

Sal

Pero no todo es color de rosa para los súper catadores, investigaciones recientes han encontrado que las personas súper catadoras tienen un mayor riesgo de desarrollar cáncer de colon, posiblemente debido a que tienden a evitar el sabor amargo de las verduras, y por lo tanto no consumen los nutrientes necesarios para tener una buena salud intestinal.

Si eres o no un súper catador, lo importante es aprender a comer lentamente y con plena conciencia. Esto a ayuda a que el cuerpo obtenga un equilibrio en los nutrientes que recibe, y pueda funcionar al 100 por ciento. Cuando somos conscientes de nuestros hábitos alimenticios, somos más responsable de qué y cuánto comemos.

Vía | The Wall Street Journal

Imágenes | Olga Pavlovsky | Ryan McDonough | Gloria Cabada-Leman | Dubravko Sorić |

En Directo al Paladar México | Los sabores de las cervezas artesanales en imágenes
En Directo al Paladar México | “Sabor natural a vainilla” ¿Estás seguro?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio