Compartir
Publicidad

Salvando los cerebros de los niños

0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de cada tres niños, es decir 200 millones de niños en todo el mundo, no consiguen alcanzar su máximo potencial como individuos, ya que su desarrollo cerebral no está bien estimulado, sobre todo en la primera infancia. Como adultos, estos niños tienen salarios más bajos, sus países tienen un PIB más bajo, mayores tasas de criminalidad y de enfermedades no transmisibles, como problemas de salud mental.

Existen varios factores que impiden el desarrollo cerebral pleno. En primer lugar están la salud y una nutrición adecuada; si un niño está desnutrido en los primeros 1,000 días de vida, el cerebro no se desarrolla completamente. Es importante tratar la deficiencia de micronutrientes, reducir la exposición a toxinas ambientales, cuidar adecuadamente a los bebés prematuros, y promover la lactancia.

Caring for baby

En segundo lugar se encuentra la estimulación temprana, es decir, jugar e interactuar con los niños. Algunos métodos de estimulación incluyen el contacto piel a piel o el método canguro, que ayuda a desarrollar el aprendizaje temprano y asegura el éxito en la educación infantil. El método canguro se basa en el contacto piel a piel entre el bebé y la madre o el padre. Entre mayor contacto, mejor. En este método lo ideal es empezar al nacer, pero es muy útil en cualquier momento. Este método también promueve la lactancia materna exclusiva y el apoyo médico, emocional, psicológico y físico, tanto de la madre como del bebé, sin separarlos. Un método que se ha visto es altamente efectivo en el bienestar de los bebés, especialmente en países en vías de desarrollo.

El tercer factor es la protección del niño, que abarca desde la protección de los niños contra el castigo físico o verbal, el abuso físico y/o sexual, hasta la protección contra conflictos geopolíticos y las guerras. Todo esto puede ser revertido si los niños encuentran un grupo de apoyo emocional que los proteja y les brinde seguridad.

Calm baby

En los ámbitos políticos, cuando se habla de innovaciones para la salud infantil, en el 95 por ciento de los casos, la atención se centra en la supervivencia. Obviamente es importante la supervivencia de los niños, ya que no deberían morir por causas prevenibles, pero es muy importante considerar lo que se tiene que hacer una vez que se salva al niño; buscar formas para que también alcance su máximo potencial. Si le preguntas a los padres “¿Qué es lo que quieren para su hijo?" la respuesta seguramente será “Quiero que prospere”, no solamente que sobreviva.

Más información | Saving Brains

Imágenes | Pawel Loj |PRODFID - UK Department for International Development |

En Vitónica México | La bebidas azucaradas pueden dañar el cerebro tanto como el estrés
En Vitónica México | Corazón sano es igual a un cerebro sano

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio