Publicidad

Por tu salud, dile no a la luz azul

Por tu salud, dile no a la luz azul
Sin comentarios

Durante miles de años, la única fuente de iluminación era la luz solar. Después aparecieron diferentes fuentes de iluminación artificial, y poco a poco los humanos dejamos de pasar las noches en absoluta oscuridad. Hoy en día, en la mayor parte del mundo, las noches están iluminadas y tomamos por sentado el origen de esa iluminación.

El problema es que estamos pagando un precio bastante alto con nuestra salud por el exceso de luz artificial. Cuando en la noche nos dormimos con luz, se altera nuestro reloj biológico, conocido como ritmo circadiano. En estos casos es muy común encontrar problemas de sueño. Como sabes, no dormir adecuadamente puede ocasionar una serie de problemas que van desde el desarrollo de cáncer, diabetes, enfermedades del corazón y obesidad.

Cada persona tiene un ritmo circadiano diferente, pero en general la duración media es de 24 y un cuarto de horas. El ritmo circadiano de las personas que se quedan despiertas hasta tarde es un poco más largo, mientras que los ritmos de las personas que se levantan temprano son un poco menores a las 24 horas. Se ha demostrado que la luz del día mantiene el reloj interno de una persona alineada con el medio ambiente.

luces fluorescentes

Se ha observado que aquellas personas que trabajan en el turno de noche y tienen exposición a la luz durante la noche, son más propensos a presentar varios tipos de cáncer, diabetes, enfermedades del corazón y obesidad. Pero no se sabe con exactitud por qué la exposición a la luz durante la noche es tan mala para los humanos. Lo que sabemos es que la exposición a la luz suprime la secreción de melatonina, una hormona que influye en los ritmos circadianos, y existen algunas pruebas experimentales que asocian niveles bajos de melatonina con el desarrollo del cáncer.

En un estudio de Harvard se encontró una posible conexión con la diabetes y la obesidad. Los investigadores sometieron a 10 personas a un horario que desplazaba gradualmente sus ritmos circadianos. Se observó que sus niveles de azúcar en la sangre aumentaron, presentando un estado prediabético, y los niveles de leptina, una hormona que da la sensación de saciedad después de una comida, descendieron, ocasionando un incremento en el consumo de alimentos.

Pero no todos los espectros de luz tienen el mismo efecto. Las longitudes de onda azules, pueden tener beneficios durante el día, ya que aumentan la atención, los tiempos de reacción, y el estado de ánimo. Sin embargo pueden ser perjudiciales en la noche. La gran cantidad de equipos electrónicos con pantalla que utilizamos actualmente, al igual que la iluminación de bajo consumo, están aumentando nuestra exposición a longitudes de onda azules, sobre todo en la noche.

trabajando de noche

Es cierto que la luz de cualquier tipo puede suprimir la secreción de melatonina, pero se ha visto que la luz azul durante la noche, lo hace con más fuerza. En un estudio, investigadores de Harvard realizaron un experimento comparando los efectos de 6.5 horas de exposición a luz azul contra la exposición a luz verde a un brillo comparable. Observaron que la luz azul suprime la melatonina dos veces más que la luz verde, y también cambia los ritmos circadianos al doble, 3 horas contra 1.5 horas. Junto con el resultado de otros estudios, se ha sugerido que las personas que trabajan turnos nocturnos podrían utilizar lentes que bloquean exclusivamente la luz azul.

Los nuevos focos fluorescentes y las luces LED son mucho más eficientes que los focos incandescentes de antes. Pero también tienden a producir más luz azul. Si trabajas de noche, o eres una persona que se duerme hasta altas horas de la noche, puedes hacer unos ligeros cambios para que la exposición a la luz azul no sea tan dañina.

En la noche, utiliza luces rojas tenues. Se ha visto que la luz roja es la que tiene menos efectos sobre el ritmo circadiano y la supresión de la melatonina. Evita mirar pantallas brillantes dos o tres horas antes de acostarte. Si trabajas en la noche o utilizas una gran cantidad de dispositivos electrónicos durante la noche, considera utilizar lentes bloqueadores de luz azul.

Imágenes | David Nichols | Toshiyuki IMAI | Jim Whimpey |

En Vitónica México | ¿Por qué cada vez hay más personas con miopía?
En Vitónica México | Para un IMC bajo, aumenta tu exposición a la luz

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios