Compartir
Publicidad

Cazuela de panela con espinacas en salsa de jitomate. Receta

Cazuela de panela con espinacas en salsa de jitomate. Receta
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A veces no queremos comer carne, pero sí proteínas derivadas de la misma, así que una buena opción es el queso, que además es exquisito en cualquiera de sus variedades. Los quesos frescos en México son nuestros preferidos, y aunque solemos usarlos como acompañamiento de nuestras comidas, podemos convertirlo fácilmente en el ingrediente principal de nuestros platos.

Para ejemplo esta riquísima cazuela de panela con espinacas en salsa de jitomate, una receta que es perfecta para los días de otoño o invierno, o para cuando buscamos una comida o cena ligera. La base de su preparación, es el típico caldillo de jitomate que usamos para servir muchos de nuestros platillos tradicionales como son los chiles rellenos de queso o las tortitas de papa.

Ingredientes

Para 4 personas
  • Queso panela 500 g
  • Espinacas en manojo 1
  • Cebolla blanca 1.5
  • Jitomate 5
  • Puré de jitomate condimentado 210 g
  • Caldo de pollo 500 ml
  • Aceite vegetal 20 ml

Cómo hacer Cazuela de panela con espinacas en salsa de jitomate

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 25 m
  • Elaboración 5 m
  • Cocción 20 m

Comenzaremos poniendo a punto nuestros ingredientes. Para ello, cortaremos en rodajas finas una cebolla, el queso panela en cubos medianos y a las espinacas les cortaremos el tallo, las lavaremos, escurriremos y cortaremos en tiras. Los jitomates los moleremos en la licuadora con la media cebolla restante y medio litro de caldo de pollo.

A continuación, en una cacerola mediana calentaremos un par de cucharadas de aceite vegetal y sofreiremos la cebolla en ella. Cuando haya transparentado, vaciamos encima la salsa de jitomate que hemos licuado y el puré de tomate comercial. Moveremos hasta mezclar y esperaremos a que se sazone, que tome un color rojo intenso y que comience a hervir.

En ese momento añadiremos sal al gusto y una vez integrada, el queso panela en cubos y las espinacas en tiras. Una vez que comience a hervir nuevamente, bajamos el fuego y permitiremos la cocción cinco minutos más.

Cómo acompañar la cazuela de panela y espinacas en salsa de jitomate

Esta deliciosa cazuela de panela y espinacas en salsa de jitomate hay que servirla caliente, acompañado de unas tortillas de maíz calientitas y unos frijoles refritos al lado. Al ser un plato ligero, podemos servirlo en el almuerzo con unos huevos revueltos, en la comida como primer plato, o en la cena.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio