Compartir
Publicidad

La vida moderna ha causado cambios en nuestra flora intestinal

La vida moderna ha causado cambios en nuestra flora intestinal
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se han realizado varios estudios que demuestran que nuestros intestinos no contienen la misma cantidad de bacterias que las que se encontraban en la de nuestros antepasados. Los principales culpables parecen ser las dietas modernas, el uso de antibióticos y la higiene diaria, que han ocasionado que varias especies de bacterias se eliminen de nuestro tracto digestivo.

Para realizar uno de estos estudios, la Dra. María Domínguez-Bello, junto con su equipo de trabajo del departamento de medicina de la Universidad de Nueva York, caracterizaron las bacterias del intestino de personas completamente aisladas de la medicina moderna, la comida y la cultura. Estuvieron evaluando a los indígenas de la tribu Yanomami, entre Venezuela y Brasil, los cuales han permanecido aislados de la sociedad moderna, siendo recolectores y cazadores por más de 11,000 años.

Indigenas

Recolectaron muestras fecales, orales y de la piel de los habitantes de la tribu aislada, y realizaron análisis de ADN para evaluar las especies de bacterias que viven en los intestinos de estos indígenas. A los investigadores les impacto la gran cantidad de especies presenten en la flora intestinal de la tribu, un 50 por ciento más de bacterias que las de un estadounidense promedio.

También encontraron que a pesar de estar completamente aislados de la vida moderna, y de no estar expuestos a antibióticos, los indígenas albergaban bacterias con genes de resistencia a antibióticos funcionales (AR), incluyendo aquellos que confieren resistencia a los antibióticos sintéticos. Estos resultados sugieren que la occidentalización afecta significativamente la diversidad de la microbioma humana y que los genes funcionales AR parecen ser una característica de la flora intestinal humana, incluso sin estar expuestos a los antibióticos comerciales.

Antibioticos

Se sabe que conforme las culturas se occidentalizan, pierden bacterias en sus intestinos. Lo malo es que al mismo tiempo empieza la aparición de enfermedades crónicas relacionadas con el sistema inmunológico como alergias, enfermedad d Crohn, desordenes autoinmunes y esclerosis múltiple.

En otro estudio se evaluó la microbioma de dos poblaciones indígenas de Papúa Nueva Guinea. A diferencia de la tribu Yanomami, estas personas si han tenido contacto regular con los antibióticos. Sin embargo, también presentaron una mayor diversidad de bacterias en sus intestinos. Según resultados del estudio, los indígenas de Papúa Nueva Guinea presentaron 47 especies que están ausentes en la microbioma de un estadounidense. Por su parte los estadounidenses tienen sólo 4 especies faltantes en los intestinos de los indígenas.

Botella agua

Los investigadores de este estudio suponen que estos cambios se deben a prácticas de saneamiento y a la higiene de las sociedades occidentales. En las sociedades modernas, el agua purificada ha sido uno de los grandes avances, pero también ha limitado el fácil intercambio de bacterias.

No se sabe si contar con menos especies bacterianas en nuestro intestino no hace más sanos o más enfermizos, lo que es muy probable es que esas bacterias desempeñan funciones importantes en nuestro organismo, especialmente en el área del sistema inmunológico.

Vía | NPR

Imágenes | Hey Paul Studios | Sam valadi | Global Panorama | Steven Depolo |

En Vitónica México | Relación entre la flora intestinal y el Parkinson
En Vitónica México | Tu salud mental puede depender de las bacterias en tu intestino

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio