Publicidad

Comienza a bajar tu consumo de sodio en 10 fáciles pasos

Comienza a bajar tu consumo de sodio en 10 fáciles pasos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Como sabemos, el sodio, las grasas y el azúcar, es la tríada generadora de enfermedades crónicas, como la hipertensión arterial, obesidad y Diabetes, claro está, que si las consumimos en exceso. Es de suma importancia moderar la ingesta de estos tres elementos propios de la alimentación actual para prevenir muchos males. En esta nota veremos como bajar el consumo de sodio en 10 fáciles pasos.

Siguiendo estos consejos, gradualmente, disminuirás "el gusto adquirido" por la sal y puede que con el tiempo, ni la extrañes. ¡Empecemos!

  1. Revisa los lácteos: elige productos lácteos bajos en grasa o son gras, como el queso, yogurt, leche y bebidas elaboradas con soya, en vez de productos procesados como los quesos en rebanadas o untables, los cuales suelen tener una mayor cantidad de sodio.
  2. Botanas sin sal: en vez de papas, frituras, galletas, y un largo etcétera, elige frutos secos, semillas, palitos de pepino, apio, zanahoria.
  3. Ten presente los condimentos: la salsa de soya, cubitos sazonadores de caldo de pollo, la cátsup y aderezos embotellados para ensaladas, contienen una impresionante cantidad de sodio. Regresa a lo básico para sazonar tus alimentos: limón, aceite de olivo, vinagre. Y si usas los condimentos antes mencionados, usa una pequeña cantidad.

  4. Cuando comas fuera de casa... revisa la información nutrimental de los platillos. Actualmente hay muchas cadenas de restaurantes que proporcionan esta información a sus clientes, ya sea en sus menús físicos o en sus paginas de internet. Pide los aderezos por separado, comparte o pide para llevar tu comida sobrante, por dos razones; para evitar que comas de más, y reducir la ingesta de sodio en una sola emisión.

  5. Lee las etiquetas: en ellas conocerás la cantidad de sodio que contienen el alimento por porción. Se recomienda consumir entre 2400 mg de sodio o menos diariamente. El objetivo de leer las etiquetas es observar los mas elevados en sodio y evitar o moderar su consumo para no sobrepasar la ingesta diaria recomendada.

  6. La comida casera siempre es mejor: si te acostumbras a preparar tus alimentos en casa, ahorrarás dinero, calorías, sodio y ganarás salud con este hábito saludable.
  7. Experimenta con hierbas de olor: salvia, romero, albahaca, estragón, menta, perejil, cilantro, mejorana, laurel... son tantas las hierbas y especias que le dan a los alimentos un exquisito sabor sin necesidad de añadir más sal de la necesaria.
  8. Siempre que puedas consume alimentos frescos: pollo, res, cerdo, en cortes magros, son preferibles a los embutidos que contienen gran cantidad de sodio para preservarlos.
  9. Cuidado con la comida rápida: además de ser alta en calorías, también lo es en sodio. Consúmela con moderación.
  10. Enjuaga los alimentos enlatados: como los frijoles y verduras, debido a que se utiliza sodio, para su preservación, al enjuagarlos, reducimos la cantidad. en el caso del atún, solo escúrrelo bien.

Imagen | Leonid Mamchenkov
En Vitónica México | Puntos clave de los minerales
En Vitónica México | Orégano, un aliado contra la hipertensión

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir