Compartir
Publicidad

La dieta mediterránea y sus beneficios

La dieta mediterránea y sus beneficios
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La dieta mediterránea es una de las más recomendadas por nutricionistas, y no por nada es que la hemos visto mencionada en los titulares de noticias año con año. A inicios de marzo leíamos que puede lograr reducir el riesgo de ceguera por degeneración macular en un 41% y no nos sorprendimos cuando España e Italia se posicionaron nuevamente a la cabeza entre los países más saludables del mundo gracias a este estilo de alimentación.

A inicios de este 2019 un grupo de expertos en salud examinaron 41 planes populares de alimentación de acuerdo a la publicación U.S. News and Wolrd Report, y determinaron que la dieta mediterránea es la más benéfica a largo plazo. Es un estilo de alimentación en el que se enfatiza el consumo de alimentos altos en omega-3, grasas saludables, legumbres, frutas y vegetales.

Piramidedm 1024x636

La dieta mediterránea va más allá de los alimentos, siendo más un estilo de vida. Basta con mirar su pirámide nutricional para darse cuenta que en la base se encuentra la actividad física diaria, el descanso adecuado, la convivencia, la estacionalidad, los productos tradicionales, locales y respetuosos con el medio ambiente. Además, garantiza el aporte diario de entre 1.5 y 2 litros de agua, pues considera la correcta hidratación como esencial para mantener el equilibrio corporal.

Uno de sus beneficios más conocidos es estar ligada a un menor riesgo de de enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y muerte prematura, pues promueve una mejor salud del corazón. Esto es gracias a que es alta en ácidos grasos omega 3 presentes en el aceite de oliva, los frutos secos como las nueces y pescados, así como a los antioxidantes de las frutas y vegetales.

Por otro lado, también beneficia la salud cerebral, pues sus grasas saludables son buenas para el cerebro. Un estudio practicado con 1864 personas demostró que quienes llevan este estilo de alimentación son menos propensos a contraer Alzheimer u otros tipos de deterioro cognitivo en la vejez.

Sardinas

También es sabido que la dieta mediterránea puede ayudar en el tratamiento de la depresión y la ansiedad, pues se ha demostrado que los carotenoides en la col rizada (kale), las espinacas y los huevos estimulan las bacterias buenas en los intestinos y a su vez estimulan el estado de ánimo. Un estudio encontró que cuando los adultos mayores seguían la dieta mediterránea, tenían menos probabilidades de experimentar depresión.

Gracias a la fibra contenida en frutas, verduras y legumbres, la dieta mediterránea es buena para mantenernos más tiempo satisfechos, lo que ayuda a controlar el peso y a mejorar el metabolismo de forma saludable.

Es necesario hacer también mención de que [hay estudios](One study found that people who follow the Mediterranean diet had a higher population of good bacteria in their microbiome, compared to those who ate a traditional Western diet. Researchers noted an increase in eating plant-based foods like vegetables, fruits, and legumes upped the good bacteria by 7 percent—not too shabby.) que han revelado que las personas que siguen la dieta mediterránea tienen una mayor población de bacterias buenas en su microbioma en comparación con las que comían una dieta tradicional occidental, lo cual es beneficioso para nuestra salud intestinal.

Ahora bien, no nos cabe duda de que la dieta mediterránea es un plan de alimentación muy beneficioso, pero para quienes se inician en ella los expertos recomiendan variar sus fuentes de mariscos, pues al aumentar su consumo también se aumenta la cantidad de mercurio. De allí que se recomiende elegir opciones con bajo contenido de este como son camarones, atún salmón y bagre.

Finalmente, no hay que olvidar que una de las particularidades de la dieta Mediterránea es su simpleza y que no requiere ingredientes especiales. Las cocinas de países como Grecia, Francia, Italia, España y Portugal nos muestran las diferentes formas de preparar platillos y combinar sus ingredientes.

Imágenes | Pixabay, Dieta Mediterránea

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio