Publicidad

9 consejos para tener ‘búlgaros’ en casa y mantenerlos frescos y sanos

9 consejos para tener ‘búlgaros’ en casa y mantenerlos frescos y sanos
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Los búlgaros son una maravilla. No solo porque son buenos para tu flora intestinal, sino porque resultan fáciles de cuidar y mantener sanos. También son una gran fuente natural para mantener en buenas condiciones tu sistema inmune.

Se trata de un conjunto de levaduras y bacterias que se aglutinan en gránulos semejantes a coliflores diminutas y de textura cremosa. A su vez éstos, cuando se mantiene en condiciones de suministro de leche constante, producen kéfir: un líquido similar al yogurt, de sabor más fuerte y compuesto por ácido láctico, dióxido de carbono y alcohol en pequeña cantidad.

A continuación te daremos unos consejos súper prácticos para tener búlgaros en casa y mantenerlos en buen estado:

  • De entrada debes saber que puedes hacerlos en casa o comprarlos en el súper. En el primer caso, lo único que debes hacer es servir un vaso a tres cuartos con leche, taparlo con una gasa fina y dejarlo reposar al aire libre (y con buena iluminación) por tres días. Lo que cueles de la leche serán tus búlgaros.

  • Una vez que los tengas listos, debes mantenerlos copados de leche hasta cubrirlos. Todos los días puedes conseguir búlgaros y kéfir nuevo. Intenta colarlo cada mañana.

  • Siempre guárdalos en un recipiente de cristal: perfectamente limpio, alto y con tapa. Debes abrir la tapa dos veces al día para expulsar el CO2 producido.

  • Entre más caliente sea el entorno en el que se encuentren estas bacterias, más rápido conseguirás kéfir. Y entre más días lo tengas en el recipiente de vidrio, más ácido será.

  • Te recomendamos que lo bebas solo. Si gustas, ligeramente azucarado. No obstante, mucha gente lo licúa con frutas y también es una delicia.

  • Cada día tendrás más búlgaros. ¿Por qué no los compartes con alguien más? Así podrás llevar sus beneficios a más personas que puedes disfrutar de ellos y dejar (posiblemente) hasta de comprar yogurt del súper. Todos ganan.

  • Entre más búlgaros añadas a la leche, más rápido fermentará.

  • Si vas a estar fuera de casa durante varios días y no puedes agregar leche fresca a la jarra, puedes guardar la jarra en el refrigerador. Esto disminuirá el crecimiento de microorganismos. Solo es necesario agregar leche una vez a la semana.

  • Sí puedes congelarlos. Lo único que debes hacer es meterlos escurridos y sin leche a la nevera y dejarlos ahí, siempre y cuando sea menos de un año. En ese tiempo podrás volver a ellos, descongelarlos y agregarles agua para reactivarlos. No habrán perdido sus propiedades, solo dormido una pequeña siesta.

Fuentes: Búlgaros MX | Mundo Kéfir

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir