Publicidad

Cómo la dieta también afecta tu cabello

Cómo la dieta también afecta tu cabello
Sin comentarios

Situaciones como el estrés, enfermedades, factores hereditarios y de alimentación contribuyen a la perdida de cabello. Anteriormente habíamos hablado sobre la importancia de una buena nutrición para mantener un peso corporal saludable y evitar enfermedades crónico degenerativas relacionadas con la alimentación, tales como, diabetes, hipertensión, dislipidemia, obesidad, entre otras. Hoy veremos cómo la dieta también afecta tu cabello

Cuando no obtienes de la dieta la cantidad adecuada de vitaminas, minerales y otros nutrientes que tu cuerpo necesita, es probable que empieces a notar una perdida inusual de cabello. Por ejemplo, muy poca proteína en tu dieta, puede provocar un daño a la salud de tu cabello, e inhibir la función del organismo de construir nuevos folículos capilares, lo cual provoca una evidente caída de cabello después de dos o tres meses de una dieta pobre en proteína.

El cabello así como las uñas, están compuestas de fibras proteínicas. Un cuero cabelludo promedio tiene aproximadamente 120,000-150,000 mechones de cabello y desechamos alrededor de 50 a 100 cada día.

Dietas para perder peso muy estrictas, también conducen a una notable perdida de cabello, que comúnmente ocurre alrededor de tres meses. Es por esto que por ningún motivo se debe recurrir a dietas milagro y remedios dudosos.

espinacas

El hierro también interviene en la salud capilar. La deficiencia de este mineral provoca anemia, y un síntoma de este padecimiento es la perdida de cabello. La anemia por deficiencia de hierro es el tipo más común de anemia y ocurre cuando los niveles corporales de hierro son muy bajos, debido a una dieta pobre, perdida de sangre o problemas con la absorción de hierro.

Otro factor importante a destacar es el estrés. Periodos prolongados de enfrentar situaciones estresantes conducen a la caída del cabello.

Más nutrientes

Además de las proteínas y hierro, necesitamos vitaminas del grupo B, E, D, A selenio, cobre, zinc, magnesio para conservar una sana cabellera. Todos estos nutrientes, en conjunto contribuyen a la formación de proteínas que construyen cabello.

Como podemos concluir, una dieta correcta nos puede dar los nutrientes necesarios para conservar la salud. Independientemente de la (¡terrible, casi una maldición!) genética, es posible conservar una buena salud capilar a través de una sana alimentación y con una serie de cuidados, como la higiene diaria.

Imágenes | Francesco Paroni Sterbini | Timothy Vollmer
En Vitónica México | Promotores e inhibidores de la absorción del hierro en los alimentos
En Vitónica México | Cuatro signos de que tienes deficiencia de vitaminas

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios