Publicidad

Cinco fobias a la comida

Cinco fobias a la comida
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Cuando pensamos en fobias generalmente nos vienen a la cabeza fobias a ciertos animales, a lugares cerrados o a las alturas, pero pocas veces escuchamos sobre las fobias a ciertos alimentos. Así que hoy hablaremos de cinco fobias, reales, hacia ciertos productos alimentarios.

La lacanofobia

Es un miedo inexplicable a los vegetales. Existen muchas posibles casusas, entre las más posible es que las personas que sufren esta fobia, fueron forzadas a comer verduras que no les gustaban cuando eran niños, o fueron castigados por no comerse sus verduras. Algunos pudieron ver verduras creciendo en su jardín, con gusanos e insectos en las hojas, y tienen miedo de que al consumir verduras, también estén ingiriendo estos insectos. Otras personas dicen que les da miedo consumir semillas y que la verdura crezca dentro de ellos.

Las personas que sufren de esta fobia generalmente tienen alguna enfermedad relacionada con una mala alimentación, ya que no consumen las vitaminas y minerales necesarios para una dieta equilibrada. Para superar este miedo, la forma más común es asistir a terapias de exposición gradual.

Hongos

Micofobia

Muchos hongos no tienen la mejor apariencia del mundo, pero las personas que sufren de micofobia tienen una aberración por los miembros del reino fungí. Uno de sus mayores temores es la posibilidad de que al comerlos, se envenenen o de que tengan que pasar por una experiencia psicodélica. La causa de esta fobia, comparada con otras, es un poco más difícil de distinguir. Si un familiar padece de esta fobia, existe mayor posibilidad de que una persona la presente. La solución es reducir la ansiedad, así que la recomendación es asistir con un psicólogo para que les ayude a reaccionar de una forma más lógica, en lugar de una forma emocional.

Ictiofobia

Las personas que le tienen pavor a los pescados, padecen de ictiofobia. Para estas personas ver, oler o sentir la textura de un pescado es una experiencia horrible. Una posible causa es la creencia de que los pescados son la causa de muchas enfermedades, o haber tenido una mala experiencia mientras se nadaba, ya sea que un pez los mordió o pico. Estas personas además de evitar a toda costa ingerir cualquier tipo de pescado, también le tienen miedo a acercarse al mar, lagos, lagunas, ríos, acuarios, entre otros.

Alcohol

Metifobia

Aunque parezca difícil de creer, las personas que padecen de metifobia, le tienen un miedo exagerado al alcohol. Esta fobia puede ocurrir por varias razones, que van desde creencias religiosas, a sentir pérdida de control. Sabemos que el exceso de alcohol puede ocasionar que perdamos la inhibición y realicemos juicios malos. La causa de la metifobia puede estar relacionada con el haber experimentado un trauma donde el alcohol estuvo presente, ya sea de manera directa o indirecta.

Algunas personas que padecen esta fobia, no sólo le tienen miedo a la sustancia, si no a las personas que consumen alcohol. Obviamente las personas que padecen esta fobia, dejan de asistir a eventos sociales en los que saben, habrá alcohol.

Comida

Cibofobia

Posiblemente la fobia más extraña para mí, es la cibofobia, o el miedo a los alimentos y al acto de comer. Las personas que sufren de esta fobia, se cree de forma errónea, que padecen anorexia o un trastorno de alimentación. La principal diferencia es que las personas con anorexia temen los efectos de los alimentos sobre la imagen corporal, y las personas con cibofobia le tienen miedo a los alimentos.

Las personas con cibofobia tienden a evitar ciertos grupos de alimentos, ya que los perciben como posibles causantes de riesgos. Por ejemplo, los alimentos altamente perecederos, como la leche, son un alimento altamente evitable. Las personas con cibofobia están extremadamente preocupadas con las fechas de caducidad. Otro aspecto es que le tienen miedo a que la comida no esté bien cocinada, así que prefieren sobre-cocinar hasta casi quemarla. Como te habrás dado cuenta, es una fobia que implica muchos comportamientos obsesivos.

El mayor problema de esta fobia, es llegar a un extremo en el que se restringe tanto lo que se consume, que se llega a un punto de desequilibrio. El tratamiento más común es la terapia cognitivo-conductual, en la que el paciente aprende aprendes a cambiar sus creencias y sus comportamientos en relación con los alimentos.

No había escuchado muchas de estas fobias, sabía que existen personas a las que no les gustan ciertos alimentos, pero no que presentaran la sintomatología típica de una fobia como sudor, ansiedad, falta de aire, con ver uno de estos ingredientes.

Imágenes | Areeb Anwer | Red Junasun | Matthew | Michael Stern |

En Vitónica México | Qué comer de acuerdo a tu constitución en Ayurveda
En Vitónica México | Trucos de los restaurantes de comida rápida para hacernos comer más

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir