Cómo hacer empanadas de queso. Receta de empanadas fritas fácil y sencilla, para botanear

Cómo hacer empanadas de queso. Receta de empanadas fritas fácil y sencilla, para botanear
Sin comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
8 votos

Ahhh, ¡las empanadas! son esas deliciosas medialunas doraditas por fuera y calentitas por dentro. Nos encantan porque son pequeños bocadillos crujientes y reconfortantes que podemos comer en cualquier momento del día, ya sea como desayuno o cena, incluso como postre si se trata de empanadas dulces. Por otro lado, las empanadas fitas son una opción excelente para preparar una comida ligera para compartir

Las empanadas suelen ser discos de masa con diferentes rellenos, los cuales se doblan para darle forma de medialuna y cuyo relleno puede ser dulce o salada. Su nombre proviene de la palabra "empanar" que significa cubrir con masa algo.

En esta ocasión vamos a preparar una de sus versiones más sencillas (pero adictivas y deliciosas) y son las empanadas rellenas de queso. Puedes acompañarlas también con otros aditamentos, como espinacas y cebolla, o elotitos, rajas y lo que se te antoje. ¡Manos a la obra!

Ingredientes

Para 12 unidades
  • Harina de trigo (3 tazas) 450 g
  • Sal (1/2)
  • Polvo para hornear (1 cucharadita)
  • Mantequilla 100 g
  • Jugo de naranja (1/4 de taza)
  • Agua mineral, con o sin gas
  • Queso rallado (manchego, mozzarella, oaxaca o cualquier otro que sea bueno para derretir)

Cómo hacer Empanadas de queso

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 40 m
  • Elaboración 30 m
  • Cocción 10 m
Empanadas De Queso 2
  • Mezclamos bien la harina, la sal y el polvo para hornear. Una vez que queden bien integrados los ingredientes agregamos la mantequilla derretida y batimos con una batidora o en una procesadora de alimentos si te parece más fácil.

  • Una vez que quede una pastita, agregamos el jugo de naranja y el agua mineral en cucharadas. Continuamos mezclando hasta que se forme una masa grumosa. La sacamos del procesador y empezamos a amasar suavemente con las manos.

  • Ponemos la masa en un bowl y con las manos la untamos con un poco de aceite. La cubrimos y dejamos reposar a temperatura ambiente por. una hora

  • Ahora separamos la masa y formamos dos bolas: las aplanamos en una superficie enharinada o en una charola con un rodillo hasta que quede una especie de discos gruesos.

  • Ponemos un poco de queso como relleno en el centro de cada empanada y doblamos los bordes para cerrarla con las yemas de los dedos. Formamos un repulgue chiquito. También puedes cerrarlo con un tenedor o un molde para empanadas.

  • Reposamos en el refrigerador 30 minutos antes de freírlas.

  • En una freidora o sartén con abundante aceite, ponemos el sartén a calentar y freímos las empanadas por ambos lados hasta que estén doraditas. No hay que intentar freír muchas al mismo tiempo, para que el aceite no baje su temperatura.

  • Retira y déjalas sobre unas toallas de papel de cocina para que absorba el aceite.

  • Sirve mientras sigue caliente.

8 votos
Comentarios cerrados
Inicio