Publicidad

Hornear: consejos para obtener mejores resultados

Hornear: consejos para obtener mejores resultados
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Ya habrán notado que aquí en Directo al Paladar México no solo nos gusta encender las hornillas de la estufa, sino que también nos encanta prender el horno y al igual que a ustedes les ha ocurrido, en nuestras cocinas hemos tenido muchos deliciosos aciertos, y uno que otro desastre, principalmente cuando de hornear se trata.

Pero cada uno de esos fracasos nos ha dejado lecciones aprendidas y un buen par de recuerdos que con el paso de los años nos sacan una que otra sonrisa. Es bien cierto que a nosotros, nos encanta experimentar cuando cocinamos, pero cuando se trata del horno, sabemos que jugamos con una ciencia que no nos permite tantas libertades. Por eso, que hoy les damos algunos consejos para obtener mejores resultados al hornear.

Utiliza ingredientes a temperatura ambiente

Seguramente, habrás visto en muchas recetas que se pide mantequilla, huevos o leche a temperatura ambiente. A pesar de ello, muchas veces se pasa por alto y se utilizan estos productos recién salidos del refrigerador. Este paso es particularmente importante cuando se pide acremar la mantequilla con el azúcar, pues si este ingrediente graso se encuentra frío, es mucho más complicado alcanzar el punto indicado.

Así que, cuando de hornear se trate, tienes dos opciones: planificar y sacar los ingredientes necesarios varias horas antes de comenzar la tarea, o ser paciente y ya puestos, esperar a que los ingredientes tomen la temperatura adecuada.

Invierte en moldes y bandejas de calidad

Hornear 4

Hace ya algún tiempo hablamos de los utensilios esenciales para hornear, pero no está demás darles un repaso y recordar que al comprarlos debemos optar por aquellos de mejor calidad, pues aquellos que no lo son pueden no conducir el calor de forma eficiente, causando que nuestros pasteles, tartas y galletas no tengan una cocción pareja.

Pero además, es también importante tener especial cuidado con los moldes con cubierta antiadherente, puesto que dicha capa tiende a deteriorarse con el tiempo y nuestros alimentos pueden terminar con materias extrañas por este motivo. Para evitarlo, lo mejor es asegurarnos de usar moldes bien engrasados o recubiertos con papel para horno.

Engrasa y enharina correctamente tus moldes

Cuando una receta requiere un recipiente engrasado y enharinado es por que su masa tiene altas probabilidades de que al hornearse se pegue al molde. Por eso es importante que cuidemos de engrasar todos los rincones del molde o refractario que usemos, de manera generosa, llegando bien hasta las esquinas y cubriendo bien las uniones de la parte inferior y los laterales.

Si además, tenemos que enharinar, lo mejor es que una vez engrasado el molde, agreguemos suficiente harina y luego inclinemos hasta cubrir por completo. Por último, colocaremos boca abajo y dando pequeños golpecitos eliminaremos el exceso. De esta forma, tendremos pocas probabilidades de que nuestras masas se peguen.

Pesa los ingredientes

Hornear 1

Quizá es muy cómodo usar tazas y cucharas medidoras para hornear. Sin embargo, el medir por volumen y no por peso puede ser la gran diferencia en el resultado que obtengamos. Actualmente, las básculas digitales no son muy caras, y nos dan el beneficio de la precisión. Les sorprenderá saber que una taza de harina, si la medimos por volumen y después la pesamos, puede darnos una diferencia de hasta 150 gramos.

No utilices ingredientes caducados

Lamentablemente, la mayoría de los ingredientes que usamos para hornear tienen una vida útil bastante corta, por lo que lo mejor es comprarlos en cantidades pequeñas en lugar de permitir que pierdan su calidad guardándolos durante mucho tiempo en nuestra alacena. Si tienes duda sobre este tema, debes leer sobre cuando reemplazar los ingredientes secos parar hornear.

Tómate el tiempo necesario

Hornear 3

Una de las claves para garantizar que nuestros platillos horneados queden perfectos es el hecho de seguir las instrucciones en el orden que dicta la receta, pero además, en tomarnos el tiempo para realizar cada paso correctamente, pues cada uno de ellos le aporta ciertas características al resultado final.

Conoce tu horno y no alteres temperaturas y tiempos

Cada horno tiene un punto que es más caliente que el resto de su superficie, por lo que debes conocer tu horno para así, poder girar tus alimentos a la mitad de la cocción para evitar que queden cocidos desigualmente, o haya partes quemadas o partes no cocidas. Pero cuidado, que el horno no debe abrirse constantemente, pues eso baja la temperatura y altera la cocción.

También hay que prestar atención a la temperatura y al tiempo de cocción indicados en la receta, puesto que si aumentamos la temperatura y reducimos el tiempo terminaremos con platos con menor humedad y corremos el riesgo de quemar los ingredientes más delicados.

Si tu horno no indica temperaturas, siempre es buena idea hacerse de un termómetro, para así poder averiguar las temperaturas alcanzadas y hacer los ajustes necesarios. Desde luego, también es importante tener un temporizador a mano, y aunque existen muchos para cocina, lo cierto es que nuestros celulares pueden ayudarnos con esa tarea sin invertir en un utensilio más.

En Directo al Paladar México | Harinas alternativas para hornear sin gluten
En Directo al Paladar México | La gran diferencia entre el bicarbonato de sodio y los polvos de hornear

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios