Cómo hacer leche de almendras suave y cremosa en la licuadora de manera fácil y rápida

Cómo hacer leche de almendras suave y cremosa en la licuadora de manera fácil y rápida
Sin comentarios

La leche de almendras es la alternativa de leche vegetal más popular y versátil, además de que hacer tu propia leche de almendras en casa solo requiere cosas tan sencillas como: almendras, agua, sal, una licuadora y una estopa y te doy un tip: puedes aromatizar la leche de almendras con frutas, especias y edulcorantes naturales. En Directo al Paladar México, te muestro cómo prepararla de la más fácil y mejor manera.

La leche de almendras es una alternativa a la leche sin lácteos extremadamente popular y también es fácil de preparar en casa. Hacer tu propia leche de almendras desde tu hogar te permite controlar la consistencia y la calidad de los ingredientes que usas.

"Tienes que tomar en cuenta que las leches de almendras de las tiendas de comestibles a menudo pueden tener ingredientes innecesarios, como gomas de mascar, azúcar y aceites".

En cambio si te animas a hacer leche de almendras mezcladas con agua y cuelas para eliminar la pulpa fibrosa, se puede usar como sustituto de leche casera.

Cómo crear la leche de almendras más cremosa en casa

Leche de almendras vs. leche de vaca

La leche de almendras es una excelente alternativa a la leche de origen vegetal para aquellos que tienen problemas para digerir las proteínas de la leche de vaca, cualquiera que opte por una dieta basada en plantas o si simplemente prefiere el sabor suave y ligeramente a nuez.

La leche de almendras que compras en la tienda generalmente tiene menos grasa y menos calorías que la leche de vaca y otras alternativas lácteas de origen vegetal, —como la leche de avena y la leche de coco—. Sin embargo, también puede tener una textura más delgada y ser más difícil de hacer espuma para los baristas. La leche de coco y avena tienen un sabor más pronunciado, pero puede ser más difícil de preparar en casa.

"En mi opinión, si estás buscando un cambio de productos lácteos, la leche de almendras casera es lo más parecido a la leche de vaca que encontrarás en cuanto a textura y sabor", dice Abraham Rubio, barista y afiliado de la SCA. "La almendra es la más versátil de las leches alternativas y sabe muy bien sola o en lattes y batidos".

Para iniciar con el proceso de elaboración de la leche de almendras

Como Hacer Leche De Almendras En Casa Facil
Para hacer una buena leche de almendras en casa recuerda dejarlas remojar en un tazón con sal durante toda la noche, colocarlas en una licuadora de alta potencia, colarlas con una bolsa para almendras o nueces o una malla para queso y refrigerarla.
  • Remoja dos tazas de almendras en agua filtrada con una gran pizca de sal durante la noche. Solo necesitas suficiente agua para cubrir las almendras, y puedes dejarlas en el refrigerador o tapadas sobre la mesa.

"Remojar ayuda a eliminar los antinutrientes como el ácido fítico y las lectinas, que son la defensa natural de la nuez contra las enfermedades, pero pueden causar problemas digestivos a muchas personas", dice Rubio.

El remojo también ayudará a rellenar las almendras para que se mezclen mejor, haciendo que el resultado final sea más cremoso. La sal actúa como un antimicrobiano, matando cualquier bacteria que pueda estar en las nueces.

  • Colar y enjuagar las almendras. Después de remojarlas durante 12 a 15 horas, cuele y enjuague las almendras con agua fresca.

  • Agrega las almendras enjuagadas a una licuadora de alta velocidad. Agrega ¼ de cucharadita de sal y de cuatro a cinco tazas de agua dulce, dependiendo de qué tan cremosa quieras que sea la leche de almendras.

"Siempre puedes agregar más agua más tarde si quieres diluirlo", dice Rubio.

  • Mezcla. Comienza a licuar a baja velocidad durante 30 segundos. Luego aumenta la velocidad a alta y continúa licuando durante 90 segundos más.

  • Colar la leche de almendras. En un tazón grande, cuela la mezcla de leche de nuez y pulpa a través de una gasa limpia o una bolsa de leche de almendras. Si tiene un tamiz de malla muy fina, eso también puede funcionar, pero es posible que desees repetir el proceso varias veces.

  • Ordeña la bolsa para obtener hasta la última gota de leche de almendras.

Hacer Leche De Almendras En Casa 4
Es importante literalmente "ordeñar" la leche de almendras para evitar los granulados.
  • Sostén la bolsa o gasa de forma segura en la parte superior con una mano y con la otra mano apriete suavemente la bolsa hasta que se haya extraído todo el líquido. Esto hará aproximadamente de cuatro a cinco tazas de leche de almendras, dependiendo de la cantidad de agua que hayas agregado a la licuadora.

Solución de problemas con la leche de almendras

Las leches de almendras de las tiendas de comestibles a menudo solo contienen tan solo un 5% de nueces y pueden tener una consistencia granulada o calcárea. Sin embargo, esta receta que te comparto contiene de 25 a 30 % de nueces.

"Debes obtener una leche cremosa y suave como la seda cada vez", dice Rubio.

El uso de una licuadora de alta potencia ayuda a garantizar la mejor cremosidad y necesitarás una bolsa de leche de almendra de malla fina para colarla y evitar el exceso de pulpa en la leche. Demasiada pulpa puede crear una textura granulosa.

Consejo rápido: la pulpa de almendras sobrante se puede deshidratar y convertir en harina de almendras. Hornea la pulpa en el horno a la temperatura más baja durante un par de horas para que se seque, luego pásala por un procesador de alimentos para que tenga una consistencia fina.

Cómo conservar la leche de almendras casera

Las leches compradas en tiendas que reposan en recipientes durante semanas o meses a menudo pueden tener una consistencia acuosa y granulosa con un regusto a plástico. Es por eso que es mejor hacer tu propia leche de almendras en casa para que sea más fresca y tenga una consistencia sedosa y cremosa.

  • No olvides agregar sal.

"Es posible que sientas la tentación de omitir ¼ de cucharadita de sal durante la mezcla, pero es clave para ayudar a que la leche se mantenga fresca por más tiempo", dice él.

  • Guarda la leche en la parte trasera del refrigerador en lugar de la puerta, que es más cálida, y nunca la dejes sobre la mesa por mucho tiempo o se echará a perder más rápido. La leche debe durar entre cinco y siete días.

Consejo rápido: Congela la leche en cubitos de hielo para usar en batidos (licuados) o cafés helados.

"Puedes almacenar leche de nuez congelada hasta por un mes", dice Rubio. Solo asegúrate de transferirlo a un recipiente hermético tan pronto como se congele y descongela los cubos en el refrigerador durante la noche si planeas usarlos al día siguiente".

Algunos consejos importantes que necesitas saber para tener la mejor leche de almendras:

Leche De Almendras 2
La leche de almendras casera es deliciosa y puede quedar súper fresca si la preparas en casa.
  • La leche de almendras es fácil de preparar en casa y es una alternativa popular a la leche de origen animal. Todo lo que necesitas son almendras, agua, un poco de sal, una buena batidora de alta velocidad y una gasa para colar el producto final.

  • Remojar las almendras durante la noche es clave para una sensación cremosa en la boca, junto con el uso de una buena licuadora. Es necesario colar las almendras mezcladas a través de un colador de malla fina o una gasa para obtener una textura suave. La leche de almendras durará hasta una semana en el refrigerador y también se puede congelar para que dure más tiempo sin conservantes.

En Directo al Paladar México| Por qué la harina de almendras es mejor que las otras harinas y cuáles son sus beneficios a la salud| 7 frutos secos con mucha proteína que pueden reemplazar el consumo de carne

Temas
Inicio