Compartir
Publicidad

Pollo salsa con jitomate deshidratado. Receta fácil y deliciosa

Pollo salsa con jitomate deshidratado. Receta fácil y deliciosa
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El jitomate deshidratado es un ingrediente bastante interesante ya que nos permite darle a un platillo un sabor intenso que resulta muy atractivo Así mismo es un ingrediente muy versátil ya que se puede usar de diferentes maneras.

Hoy te propongo una receta muy sencilla y sin complicaciones que te permitirá hacer un platillo con mucho sabor: pollo en salsa con jitomate deshidratado. Es una manera diferente de comer una carne blanca como el pollo que puede resultar un poco monótona si no le damos un giro interesante.

Ingredientes para dos personas

  • 2 pechugas de pollo, 1 cebolla blanca, 100g de jitomate deshidratado (tomate seco), 1 taza de caldo de pollo, 100ml de crema ácida, sal y pimienta negra molida.

Cómo hacer pollo en salsa con jitomate deshidratado

Para iniciar con esta receta vamos a cortar la cebolla en julianas que pondremos a sofreír en un sartén con aceite de oliva. Cortamos enseguida los jitomates deshidratados igualmente en julianas que agregamos a la cebolla. Dejamos un par de minutos en la lumbre. Agregamos en caldo de pollo y la crema. Sazonamos con un poco de sal y pimienta. Es importante probar antes de salar ya que el jitomate deshidratado es más salado de lo normal. Dejamos en la lumbre a fuego medio bajo por unos cinco minutos.

Cortamos ahora las pechugas de pollo en cubitos de tamaño similar. Los agregamos a la cebolla y el jitomate. Revolvemos y ajustamos el sazón de ser necesario. Bajamos la lumbre al mínimo, medio tapamos el sartén y dejamos unos 20 minutos adicionales. Es importante revolver de vez en cuando durante el tiempo de cocción. Servimos caliente.

Pollo Jitomate Deshidratado Receta

Tiempo de elaboración | 40 minutos
Dificultad | Media

Con qué acompañar el pollo en salsa con jitomate deshidratado

Este deliciosa pollo en salsa con jitomate deshidratado es perfecto para una comida o una cena. Lo puedes acompañar de un arroz blanco o unas pastas a las que podrás agregar de la misma salsa. Un vino blanco seco frío o un tinto muy ligero serán las mejores opciones para acompañar este platillo de carne blanca.

Directo al Paladar México| Quesadillas de jamón serrano y queso de cabra. Receta mexicana fácil
Directo al Paladar México| Tacos de pescado en salsa de chile guajillo y piña. Receta mexicana fácil

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio