Publicidad

Aprende a preparar rompope casero. Receta fácil

Aprende a preparar rompope casero. Receta fácil
Sin comentarios
7 votos

El rompope es una bebida tradicional de las fechas decembrinas. En este post encontrarás una receta fácil y rápida para poder preparar tu propio rompope casero.

Durante estas épocas navideñas es muy común en México y en los países hispanoamericanos ofrecer a tus invitados un poco de rompope como aperitivo durante las reuniones o las visitas de tus familiares. Este es una bebida tradicional hecha a base de huevo con Ron.

En los Estados Unidos y en los países anglicanos, existe una bebida muy parecida al rompope mexicano llamada ponche de Navidad o Eggnog esta es básicamente un rompope con otro destilado muy americano el Bourbon.

Todos hemos escuchados que el rompope lo inventaron en los conventos. Pero cuál es la verdadera historia del rompope, si se supone que las monjas no consumen bebidas alcohólicas?

Un poco de historia

Se dice que las monjas clarisas capuchinas (Clarisas por Santa Clara, por eso el rompope Santa Clara) eran muy dadas a recibir visitas de gente de la alta sociedad dentro de sus conventos. Cuando estos asistían las monjas preparaban sus mejores platillos y bebidas, dentro de las cuales está el rompope. Una bebida económica y con una pequeña cantidad de alcohol lo suficiente para relajar pero no para sacar de sus casillas a una persona.

Botella Indro de Vidrio con cierre hermético, 1 l

Botella Indro de Vidrio con cierre hermético, 1 l

Ingredientes

Para 1 unidades
  • Leche entera 2 litros
  • Azúcar 1 1/2 tazas
  • Sal 1/4 de cucharadita
  • Extracto puro de vainilla 5 cucharaditas
  • Canela 2 rajas de canela
  • Nuez moscada 1/4 de cucharadita
  • Yemas de huevo 9 yemas de huevo
  • Ron blanco Al gusto

Cómo hacer Rompope casero

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 40 m
  • Elaboración 40 m
  • Calienta la leche en una olla hasta primer hervor.
  • Baja el fuego y agrega el azúcar, sal, vainilla, canela y nuez moscada

    ** Nota - Mover constantemente para evitar que se pegue.

  • Cuando la leche haya reducido a la mitad, retira del fuego y deja enfriar hasta que este tibia
  • Bate las yemas hasta que cambien de color y agrégalas a la leche tibia

    ** Nota - Continúa batiendo la leche cuando le agregues las yemas

  • Calienta nuevamente y al primer hervor retira del fuego
  • Añade el ron y revuelve muy bien
  • Deja enfriar a temperatura ambiente
7 votos
Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio