Publicidad

Chips de espinacas con aceite de aguacate y sal de mar. Receta de snack saludable después del trabajo

Chips de espinacas con aceite de aguacate y sal de mar. Receta de snack saludable después del trabajo
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Las espinacas son una maravilla, especialmente cuando uno se las come con gusto. Hay quienes piensan que son vegetales monótonos y a los que se les puede cocinar de muy pocas formas. Pero no es así. Hoy te compartimos una receta que te encantará y que te resultará un snack imprescindible que podrás comerte apenas llegues del trabajo, en vez de que asaltes la tienda de la esquina y te compres una enorme (y nada nutritiva) bolsa de papitas fritas.

Además, déjanos contarte un poco de esta hoja deliciosa. La espinaca está compuesta mayormente por agua. La cantidad de grasas y carbohidratos que tiene es muy baja, y al mismo tiempo es uno de los ingredientes naturales que más proteínas contiene.

Es rica en fibras, especialmente los tallos, así como una fuente natural de vitaminas y minerales como calcio, hierro, potasio, magnesio, manganeso y fósforo. En cuanto al contenido de vitaminas, la espinaca es rica en vitamina A, vitamina C, vitamina E, vitamina K, como así también vitaminas del grupo B y ácido fólico.

Vamos a dejarlo ahí. Seguro ya te decidiste a preparar estos chips de espinacas con aceite de aguacate y sal de mar. ¡Que te aproveche!

Ingredientes

Para 4 personas
  • Espinacas 500 g
  • Aceite de aguacate 20 ml
  • Sal de mar al gusto
  • Ajo en polvo al gusto
  • Pimienta negra molida al gusto

Cómo hacer chips de espinacas con aceite de aguacate y sal de mar

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 15 m
  • Elaboración 15 m
  • Reposo 5 m

Lo primero que debes hacer es poner a precalentar tu horno a 180 grados centígrados.

Mientras tanto, ve lavando perfectamente las hojas de espinacas sin tallo.

En una bandeja de aluminio para horno coloca una cama de las hojas. Cerciórate de que no se toquen unas con otras.

Deja caer unas gotitas del aceite de aguacate sobre cada una de ellas. Recuerda que debe ser poco, o no podrán hacerse crujientes.

Luego espolvorea sal de mar, de ajo y pimienta negra al gusto.

Coloca encima una hoja de papel para hornear y vuelve a repetir todos los pasos. Así tendrás el doble de chips de espinaca.

Cuando se cumplan 10 minutos de horneado, revisa cómo van. Regularmente quedan perfectas a los 15 minutos.

Te recomendamos que, cuando las saques, esperes unos cinco minutos a comerlas, para que estén todo lo secas y crujientes que sea posible.

Sírvelas encima de sopas, como acompañamiento de dips con yogurt o cómetelas solas. Son increíblemente ricas y nutritivas.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir