Compartir
Publicidad

Consejos para comprar los mejores camarones

Consejos para comprar los mejores camarones
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de los mariscos más populares en México son los camarones, y su consumo incrementa especialmente en la temporada de Cuaresma y Semana Santa. También son uno de los mariscos de los que más variedades existen, y de los que existen una mayor cantidad de preparaciones.

Podemos comprarlos con o sin cabeza, con o sin caparazón, con o sin venas, precocidos, congelados o frescos, además de los diferentes tamaños. Por todo ello, comprarlos realmente puede ser confuso y no siempre tenemos a la mano a un experto o guía que nos ayude a seleccionarlos. Por ello, hoy queremos darles algunos consejos para comprar los mejores camarones.

Seleccionar un tamaño

Camarones

Lo primero que debemos saber es que el tamaño de los camarones se mide por la cantidad de piezas de camarón que logran formar una libra, que equivale a 450 gramos. Muchas veces los encontraremos bajo nombres que comienzan con U, como U10, lo cual significa que hay menos de 10 camarones en una libra. Otras veces, estarán con números que semejan fracciones como es 16/20, significando que hay entre 16 y 20 camarones en la misma medida.

Esto significa que entre más pequeño es el número, más grande es el camarón. Para seleccionar el tamaño de camarones que necesitamos en recetas que no lo especifican, hay que considerar que los de tamaño pequeño tienen un calibre mayor a 50 por libra, los medianos entre 35 y 50, los grandes entre 25 y 40, los jumbo entre 15 y 25 y por último los colosales o gigantes, cuyo calibre es menor a 15.

Asegurarnos de que estén frescos

Camarones Comprar

Al comprar camarones no debemos olvidarnos de que son altamente perecederos, por lo que es importante seleccionar los más frescos que encontremos, lo cual es importante no solo por el sabor y la textura, sino también por seguridad.

Para seleccionar los más frescos, debemos asegurarnos que no huelan a amonia, pues ese olor es un claro signo de que están en mal estado. También debemos evitar aquellos que se sientan flácidos, viscosos o que se están desbaratando.

Si estamos comprando camarones con cabeza, podemos buscar también por puntos negros, su existencia nos indicará que no están frescos, pues es signo de melanosis, que no es más que el resultado del mismo proceso de oxidación por el que pasan las manzanas o los aguacates. Ciertamente, puede que no sean señal indicativa de mal estado, pero si de que deberemos buscar otros que estén más frescos.

Sobre los camarones precocidos

Camaron Precocido

En lo personal, debo decir que prefiero evitar los camarones precocidos, siendo el motivo más que sencillo: al estar ya codios, no hay manera de mejorar su sabor y terminaran con una textura seca al añadirlos a nuestros platillos, debido a que estarán sobrecocidos.

Cómo descongelar camarones

Camarones Grandes

Una forma común de encontrar camarones en los supermercados es congelados, y regularmente son la forma más segura de comprarlos si no tenemos una región muy cercana donde se realice la pesca. Para descongelarlos, lo mejor es colocar su bolsa en un tazón bajo la corriente de agua fría, con este proceso, estarán listos en unos cuantos minutos.

Ahora que si no queremos dejar correr el agua, podemos colocarlos en un tazón con agua fría y dejarlos reposar hasta que se hayan descongelado, lo que tomará el doble de tiempo que el primer método. En ambas técnicas, siempre es buena idea enjuagarlos y secarlos con servilletas de papel antes de cocinarlos.

Imágenes | Pixabay
En Directo al Paladar México | Fajitas de camarones. Receta
En Directo al Paladar México | Camarones rancheros. Receta

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio