Compartir
Publicidad
Publicidad

Tu genética puede determinar dónde almacenas grasa

Tu genética puede determinar dónde almacenas grasa
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un reciente estudio, ha encontrado que la variación genética es la responsable de la cantidad de grasa que almacenamos, y en qué parte del cuerpo se almacena. Se trata del estudio más grande de variación genética que se ha realizado a la fecha, y se encontraron más de 140 lugares en todo el genoma humano, que desempeñan un papel en los rasgos de obesidad.

Los investigadores del consorcio GIANT (Investigación genética de los rasgos antropométricos, por sus siglas en inglés), analizaron muestras genéticas de más de 300,000 personas para estudiar la obesidad y la distribución de grasa corporal.

Relación cintura-cadera

En uno de los estudios, la variación en la relación de la circunferencia de la cintura y de las caderas, sirvió como determinante para saber la distribución de grasa corporal. La distribución de la grasa corporal es un rasgo hereditario y un predictor de problemas metabólicos, independiente de la adiposidad global.

Las personas con cinturas más grandes que la circunferencia de la cadera, tienen más grasa abdominal que rodea los órganos abdominales. Esto los hace más propensos a tener enfermedades metabólicas, como diabetes tipo 2 y problemas cardiovasculares, comparados con las personas con mayor cantidad de grasa corporal en el área de la cadera o distribuida por igual en todo el cuerpo.

Las localizaciones genéticas asociadas con los depósitos de grasa también se asocian con los mismos genes que previamente se habían identificado como responsables de la creación de tejido adiposo. Los investigadores también determinaron que 19 de las locaciones genéticas, responsables de la distribución de grasa, tienen un efecto más fuerte en las mujeres; solamente uno tiene un efecto más fuerte en los hombres.

problemas obesidad

Índice de masa corporal

En el segundo estudio publicado, se identificaron 97 regiones en todo el genoma, que influyen en la obesidad, un hallazgo que triplicó el número de regiones previamente conocidas. El gran número de genes asociados con la obesidad, hace más difícil obtener una solución única y flobal para la pérdida de peso. Se debe de tomar esto en cuenta para desarrollar varias maneras para ayudar a derrotar la obesidad.

Los investigadores encontraron que los genes asociadas con el IMC, también participan en los procesos neuronales, específicamente en la señalización del cerebro que controla el apetito y el uso de energía. Estos mecanismos pueden ayudar a explicar por qué no todos las personas obesas presentan enfermedades metabólicas, como diabetes y colesterol alto, y podría ayudar a encontrar soluciones para el tratamiento de la obesidad y la prevención de enfermedades metabólicas en los que ya son obesos.

Imagénes | Tony Alter | Next TwentyEight |

En Vitónica México | Tres alimentos quema grasa para impulsar la pérdida de peso
En Vitónica México | Conoce tu porcentaje de grasa corporal recomendado

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio