Compartir
Publicidad

Pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema. Receta

Pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema. Receta
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy en día, en todos lados nos dicen que hay que comer saludablemente, que hay que comer más vegetales, menos grasas, tomar agua y demás. Y muchos tienen la falsa idea de que la comida saludable es todo menos rica y bastante aburrida. Con estas pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema, te mostraré cómo es lo contrario.

Para darle un gran sabor a este platillo, prepararemos una salsa suprema, una de las salsas clásicas que tienen su origen en una salsa madre, como lo es la salsa bechamel. Pero a diferencia de la salsa bechamel, a la que agregamos leche, a la salsa suprema le añadimos caldo blanco, de ave, para la clásica.

Ingredientes para 4 personas

  • 4 filetes de pechuga de pollo sin aplanar, 3 ramas de apio, 1 zanahoria, 1 calabacita, 2 cucharadas de mantequilla y un trocito más, 3 cucharadas de harina de trigo, 2 tazas de caldo de pollo, 1 yema de huevo, sal, pimienta y aceite en aerosol.

Cómo hacer pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema

Cortamos el apio, la zanahoria y la calabacita en juliana, es decir, en tiras delgadas. En una sartén, derretimos un trocito de mantequilla y salteamos los vegetales en este orden: apio, zanahoria, calabacita. Salpimentamos y cocinamos hasta que las calabacitas estén cocidas, cuidando que los tres vegetales queden aún crujientes.

Extendemos los filetes de pollo, sazonamos con sal y pimienta, colocamos al centro una porción de verduras y enrollamos. Si es necesario fijamos con palillos de madera. Calentamos una sartén anti-adherente, rociamos un poco de aceite y sellamos los rollos de pollo por cada lado. Para asegurar la cocción en el centro, bajamos el fuego y tapamos la cacerola, dejando cocinar durante diez minutos y girando de vez en cuando los rollos.

Pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema

Para preparar la salsa suprema, en una cacerola, preferentemente también antiadherente, derretimos dos cucharadas de mantequilla y agregamos la harina, moviendo constantemente hasta que la harina esté cocida (notarás un olor similar al de las galletas recién horneadas), momento en el cual empezaremos a agregar poco a poco el caldo de pollo, moviendo constantemente con un batidor de globo.

Cuando tengamos la salsa, sin grumos, retiramos del fuego. Esperamos que enfríe un poco y añadimos la yema de huevo batida, mezclamos y regresamos al fuego, dando tres minutos más a la cocción, a fuego lento.

Si no tienes a la mano caldo de pollo, puedes poner a hervir dos tazas de agua y agregarle una cucharadita de consomé de pollo en polvo o medio cubo de este sazonador. Si no encuentras los filetes de pollo sin aplanar, compra la pechuga deshuesada y sin piel, y con la ayuda de un cuchillo, abre la pechuga formando un libro.

Degustación

Las pechugas de pollo rellenas de verduras en salsa suprema, se sirven calientes, cortadas por la mitad o en rollos más pequeños. Para emplatar, primero se coloca un espejo de crema suprema y encima los rollitos de pollo rellenos, si han sobrado verduras del relleno, se decora con ellas. El sabor de la salsa suprema, lo convierte en un plato de primera.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio