Publicidad

Ensalada de jitomate y huevo con cebollín. Receta

Ensalada de jitomate y huevo con cebollín. Receta
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

La de hoy es una receta fresca e ideal para servir como entrante de nuestra comida o bien para iniciar el día con un desayuno cargado de energía y nutrientes. Se trata de una ensalada de jitomate y huevo con cebollín, que podemos tener lista en unos 20 minutos.

La receta, la he encontrado en un libro titulado Cocina para estar en forma, que adquirí hace tiempo y que pertenece a una colección de minilibros de la editorial Degustis, de cuyo contenido ya platicaremos en otra ocasión, pero que bien vale el comprarlo por la sencillez de sus recetas. Eso si, he cambiado algunas cantidades e ingredientes, pues después de todo, toda receta debe adaptarse al gusto de cada uno.

Ingredientes para 4 personas

  • 4 jitomates medianos, 1 cebolla pequeña, 2 cucharadas de cebollín picado, 4 huevos, 1 limón, 2 cucharadas de aceite de oliva, 1 cucharadita de mostaza, 1 rama de cilantro, sal y pimienta.

Cómo hacer ensalada de jitomate y huevo con cebollín

Comenzamos cociendo los huevos en una olla con agua hirviendo durante 8 minutos, para luego escurrirlos y enfriarlos en agua fría antes de retirarles la cáscara. Mientras tanto, quitamos los pedúnculos de los jitomates y los sumergimos en agua hirviendo durante dos minutos y a continuación los pelamos, les retiramos las semillas y los cortamos en cubos.

Ensalada de jitomate y huevo con cebollín

Preparamos una vinagreta mezclando en un frasco el jugo de limón, el aceite de oliva, la mostaza y sal y pimienta al gusto. Agitamos vigorosamente hasta que todos estos ingredientes queden bien incorporados.

Cortamos en cubos pequeños la cebolla y partimos en octavos los huevos duros, para luego colocar estos dos ingredientes en un tazón junto con los jitomates y el cebollín. Bañamos la ensalada con la vinagreta que hemos preparado y la adornamos con el cilantro picado.

Degustación

Esta ensalada de jitomate y huevo con cebollín es perfecta para aquellos que buscan comer sano pero sin sacrificar el sabor, para lo cual es importante saber sacarle el mayor provecho a las hierbas finas y a los aderezos con menor aporte de grasas. Para acompañarla, no necesitamos ni pan ni tortillas, pero sí un jugo de naranja recién exprimido.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir