Compartir
Publicidad

Ocho consejos de seguridad para entrenamientos de alta intensidad

Ocho consejos de seguridad para entrenamientos de alta intensidad
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los entrenamientos de alta intensidad están de moda, sin embargo por las características propias de los ejercicios, existe un riesgo mayor de lesiones músculo-esqueléticas y eventos cardíacos. Aquí podrás encontrar ocho medidas de seguridad para gozar de los beneficios del entrenamiento de alta intensidad de forma segura.

Al realizar cualquier tipo de entrenamiento físico, es muy importante tener en cuenta, y seguir, las medidas de seguridad necesarias.

  • 1. En caso de tener una lesión previa, es muy importante preguntarle a tú médico si es recomendable que realices este tipo de entrenamiento.
  • 2. Pide una clase muestra. Antes de inscribirte o pagar un curso de entrenamiento de alta intensidad, pide una clase muestra para que veas de que se trata, el tipo de ejercicios y la dinámica de la clase.
  • 3. Asegúrate que tu entrenador esté certificado. Avísale si no entendiste como hacer correctamente un ejercicio, si no sabes usar un equipo o si sufres de alguna condición médica.
  • 4. Reconoce tu condición física. Generalmente los programas de entrenamiento de alta intensidad requieren un acondicionamiento físico previo. Si no haz realizado ejercicio en algún tiempo, lo mejor es que empieces con una rutina de cardio y de fuerza básico, antes de entrar a un programa de alta intensidad.
  • monitor
  • 5. Siempre realiza una rutina de calentamiento de entre 10-15 minutos antes de empezar un entrenamiento de alta intensidad. Así como una rutina de enfriamiento al finalizar.
  • 6. Reconoce la diferencia entre un entrenamiento fuerte y un esfuerzo demasiado fuerte para tu cuerpo. Si durante el entrenamiento te sientes mareado o tienes nauseas, para inmediatamente y avísale a tu entrenador.
  • 7. No descuides la forma. La mayoría de las lesiones en este tipo de entrenamientos se debe a que se descuida la técnica para hacer más repeticiones o levantar más peso.
  • 8. Utiliza un monitor cardíaco y revísalo constantemente para que nunca exceda el 95 por ciento de tu frecuencia cardiaca máxima. En los intervalos de descanso, tu frecuencia debe de bajar al 70 por ciento de tu frecuencia cardiaca máxima. Si esto no sucede lo ideal es recortar la duración de los intervalos de trabajo o alargar los intervalos de descanso.

Al igual que muchos otros entrenamientos, es importante escuchar a tu cuerpo y realizar los ejercicios de forma correcta para minimizar el riesgo a sufrir algún tipo de lesión. Con estos tips podrás aprovechar al máximo los beneficios de un entrenamiento de alta intensidad.

Imágenes | BaileyRaeWeaver | {Guerrilla Futures | Jason Tester} |

En Vitónica México | HIIT: Entrenamiento a la máxima intensidad
En Vitónica México | ¿Has escuchado hablar de Tabata?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio