Publicidad

¿Por qué correr no te está ayudando a bajar de peso?

¿Por qué correr no te está ayudando a bajar de peso?
Sin comentarios

Si tienes un tiempo (corto) que empezaste a correr, porque te dejaste llevar por le euforia del running, tus amigos lo hacen y/o simplemente porque decidiste darle un cambio a tus hábitos de vida, pero no ves que eso te ayuda a bajar de peso, algo estás haciendo mal y leyendo este artículo te podrás dar cuenta de esos principales errores.

Comida de recuperación en exceso

Sí, correr te hace quemar un montón de calorías, pero saldrás hambriento queriéndote comer el mundo. Elegir comida chatarra como comida de recuperación es el peor error de muchos corredores.

Asegúrate de que tu comida post-carrera esté llena de proteínas y de carbohidratos de lenta absorción. Si después de tu comida de recuperación aún tienes hambre, tal vez signifique que te tienes que alimentar mejor antes de entrenar, hacer uso de una barrita pre-entrenamiento o un snack que te sirva a mantenerte lleno.

No corres lo suficiente

Si estás corriendo y no ves resultados, tal vez debas revisar cuanto estás corriendo y a que ritmo. Correr dos o tres veces por semana unos 20 o 30 minutos, no hará que quemes suficientes calorías como para bajar de peso. Para perder 500 gramos a la semana, tendrías que eliminar 500 calorías cada día, a través de una combinación de dieta y ejercicio. Si perder peso es tu objetivo, debes de incrementar tus entrenamientos de carrera con otras disciplinas cardio y además entrenamientos de fuerza para que le den un buen impulso a tu metabolismo.

Mismo entrenamiento, diferente día

Todos tenemos nuestra ruta favorita para correr, seguramente tu ya tienes ese lugar, ese parque, o ese recorrido al rededor de tu colonia que te funciona perfecto, pero ¡alto! estás convirtiendo el correr en un hábito.

El problema radica en hacer continuamente el mismo entrenamiento, con las mismas subidas, las mismas curvas y en el mismo tiempo. Tus músculos se adaptan rápidamente a la demanda que les pones y seguramente llegarás a una meseta en la pérdida de peso.

Evita este problema mediante entrenamientos funcionales, incluye intervalos de velocidad, colinas, carreras de fondo, carreras cortas y ejecútalas en diferentes superficies, nuevos lugares y nuevos escenarios.

peso.jpg

No se trata sólo de la báscula

Correr es una de las mejores formas de tonificar la parte baja de tu cuerpo, disminuyes grasa mientras construyes músculo. El tejido muscular es más denso que el tejido graso, sin embargo ocupa menos espacio. Esto significa que, aunque posiblemente tu peso no disminuya (incluso podría aumentar) las medidas de tu cuerpo van a disminuir, especialmente la circunferencia de tu cintura, si eres mujer la talla de sujetador y la forma de tu trasero.

El número de la báscula no necesariamente es un indicador, tal vez puedes entrar en esos pantalones una talla menor a la habitual y el número de la báscula quedarse intacto.

Imágenes | rangizzz | dno1967b
En Vitónica México | 4 errores que seguro estás cometiendo en la banda corredora

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio