Publicidad

Cinco consejos para disfrutar las fiestas decembrinas y cuidar el peso

Cinco consejos para disfrutar las fiestas decembrinas y cuidar el peso
Sin comentarios

Diciembre es el mes favorito de muchos, las razones pueden ser variadas, reuniones, regalos, vacaciones y lo mejor de todo... la comida. Romeritos, pavo, postres, ponche de frutas, lomo en ciruela, ensalada de manzana, dulces, turrones, las lista de apetitosos platillos es larga y calórica. Es por esto que hoy veremos cinco consejos para disfrutar las fiestas decembrinas y cuidar el peso.

1. Come lo que más te guste y deja lo que quieras a un lado

La oferta de comida en diciembre es abundante, y seguramente tendrás platillos que adoras y otros que repeles. En lugar de hacer una pila de comida en tu plato con alimentos que no te motivan tanto, sírvete sólo lo que disfrutas realmente. Por ejemplo: si te gusta el pavo sírvete una porción y no te sirvas el bacalao que odias.

2. Cero culpas

Sentirse culpable después de consumir algún alimento generalmente provoca el desarrollo de hábitos nada saludables. Abandona esa vos negativa en tu cabeza y permítete disfrutar de los alimentos de estas festividades, pero recuerda conservar el buen camino de una dieta correcta los días siguientes.

3. Empieza de menos a más

Empieza a servirte lo menos calórico, sopas vegetales, verduras sin aderezos, ensaladas de frutas, plato fuerte y postre. Lo más calórico come menor cantidad, no es necesario atiborrarte de postre o carne para disfrutar su sabor.

4. Asiste a las reuniones sociales a reunirte no a comer

Los festejos decembrinos dan la oportunidad de reunirse con familiares y amigos que durante el año no es posible convivir con la frecuencia que se quisiera. Antes de asistir a la reunión come algo ligero, como yogurt natural con fruta o un trocito de queso con galletas integrales para nivelar tus niveles de glucosa y evitar un atracón.

5. Cubiertos sobre la mesa

Disfruta cada bocado colocando tu tenedor o cuchara sobre la mesa después de comerlo. Cuando mastiques perfectamente el alimento, toma nuevamente los cubiertos y lleva otro bocado. Con este pequeño truco, además de saborear los alimentos, comer lentamente le permites a tu cuerpo detectar las señales de saciedad.

Disfruta de la compañía de tus seres queridos y modera las porciones de los platillos propios de la época. Recuerda "No hay alimentos malos, lo malo son los excesos"

Imagen | Joe Buckingham
En Vitónica México | Tips para cuidar tu dieta en comidas fuera de casa
En Vitónica México | Detalles navideños para regalar que cuestan menos de $200 pesos

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio